Project Description

La Fiesta del Inmaculado Corazón de María se celebra el sábado después de Corpus Christi. Junto a La Fiesta del Sagrado Corazón de Jesús, que es el día anterior (viernes). La Iglesia celebra las dos fiestas juntas para conmemorar que El Corazón de María está unido al de Jesús y así lo celebra en días consecutivos para manifestar que estos dos corazones son inseparables.  María siempre  nos acerca a Jesús. Nunca se queda en ella misma. Ella es puente hacia la persona y la divinidad del Hijo de Dios.

Este Año el Candil de María se centra en esta danza, en esta fecha que constamente está cambiando, mutando, saltando de un dia a otro, intervenimos desde la Oración, desde el Retiro que María nos concede para llegar a Jesús.

Es una Fiesta para Renovar Votos, Consagración de nuestro corazón al Inmaculado Corazón de María. Y nos detenemos en algunas de las Palabras que San Maximiliano Kolbe ha escrito sobre María, en sus Apuntes para un libro (SK 1322):

“Cuando examinamos atentamente el interior de nuestra alma,

vemos qué abundante es allí la acción de la Inmaculada desde el inicio de la vida de cada cual hasta el momento presente,

qué grande es el crédito para los beneficios que Ella tiene en reserva de cara al futuro.

Generalmente, estos son secretos de cada alma.

Baste recordar que cualquier gracia que recibimos cada día, cada hora y cada instante de nuestra existencia es gracia suya,

que brota de su corazón materno que tanto nos ama”.

FELIZ DIA!!!

 

El pasado año 2017, no lo celebramos litúrgicamente por coincidir con la Solemnidad de San Juan Bautista. Es el único nacimiento de un santo que celebramos, por ser el profeta del Altísimo “y a ti niño te llamarán profeta del Altísimo porque irás delante del Señor a preparar sus caminos, anunciando a su pueblo la salvación, el perdón de sus pecados”.

Ante una Fiesta como la del Inmaculado Corazón de María que litúrgicamente es “Memoria Libre”, una Solemnidad está por delante de ella, como sucede hoy con San Juan Bautista. María, la pequeña María, acoge al pequeño San Juan Bautista en su fiesta, dándole paso, quedando relegada y escondida en su humildad.

No obstante dada la Consagración que el Candil de María vive con nuestra Madre, aunque este año no se celebra litúrgicamente, nosotros la recordamos como “Memoria Libre”, dejando así en libertad esta unión con María para llegar a Jesús.

Y elegimos esta imagen llena de corazones que quieren aunarse en esta dinámica de valentía de Isabel que ante la mudez de Zacarías, y el empeño de los Letrados de la Ley porque se llamara Zacarías, ella alza la voz para anunciar los designios de Dios, Zacarías mudo, pide una tablilla, para obedecer al anuncio recibido: «El ángel dijo “No temas, Zacarías, porque tu petición ha sido escuchada; Isabel, tu mujer, te dará a luz un hijo, a quien pondrás por nombre Juan; será para ti gozo y alegría, y muchos se gozarán en su nacimiento, porque será grande ante el Señor»

Hoy, con María y San Juan Bautista, escuchamos en nuestros desiertos cuál es nuestra misión, como hicieron ellos, todos somos escogidos desde el “vientre materno” para dar cumplimiento al designio que Dios ha pensado para cada uno de nosotros.

Por eso te proponemos en este día algunas luces para acercarte a este misterio que hoy celebramos en esta unidad con Jesús, María y San Juan Bautista. En los corazones queda grabado. Busca como hacer realidad en tu día a día estos destellos de luz que pueden iluminar tu vida. Mira estos corazones en la imagen que te proponemos y contempla los de Jesús, María y San Juan en tu vida. Sé valiente, anuncia a Jesús, y como María acoge en su seno, abraza el Corazón de Jesús en ti, su Infinito amor por ti.

Año 2017

 

En una Fiesta como esta, El Candil de María a lo largo del día subirá diferentes textos sobre lo que Significa el Corazón Inmaculado de Maria, algunos aspectos de lo que se celebra este día, y algunas reflexiones unidas a una de nuestras anteriores entradas, la del 13 de Mayo dedicada a la Virgen de Fátima. Esta Fiesta de hoy está íntimamente relacionada con esa experiencia de Aparición a los 3 pastorcitos, siempre los niños y niñas acogiendo el Misterio.En este gran día, os hablaremos de ellos, y de esa dimensión de las palabras que nos dejo María:

Al final, Mi Inmaculado Corazón triunfará”.

“Si ella te sostiene, no caes; si ella te protege, no temes; si ella te guía, no te fatigas;

si ella te es favorable, llegas hasta el puerto de salvación”

(San Bernardo)

¿Qué celebramos hoy?

“Al final, mi Inmaculado Corazón triunfará.”

En el caso de las apariciones de María en Fátima, Dios espera que hagamos algo, y no nos limitemos a tener fe en la promesa de Nuestra Señora de que “Por fin Mi Inmaculado Corazón triunfará…”

El Inmaculado Corazón no triunfará sin nuestra ayuda, porque Dios, en su plan de paz y salvación

para los hombres, se digna utilizar instrumentos humanos para efectuar su voluntad.  En este caso, se aparece a los 3 pastorcitos.

Así, Jesús preguntó a Sor Lucía, con respecto al Mensaje de Fátima, “¿Has propagado por el mundo aquello que la Madre del cielo te pedía”? (15 de febrero de 1926) Nuestra Señora dijo: “¿No quieres consolarme, haciendo reparación”? (Nuestra Señora de Fátima, 10 de diciembre de 1925)-

María opera usando aquellos que, por su voluntad, llegan a ser Sus hijos e hijas dedicados en la mi

sión de alcanzar Su Triunfo en el mundo. ¿cómo nos volvemos sus hij@s dedicados? Escuchando Su plan; conociendo la vida de María y siguiendo su camino. Permitiendo que Ella triunfe por medio de Su Corazón brillando a través de cada uno de nosotros; hablando a Su Corazón, y amando Su Corazón; despertando en otros el amor a Jesús y María; poniendo en práctica todas la cosas específicas que Ella nos pide que hagamos conforme nuestras capacidades.

El Triunfo del Inmaculado Corazón se realizará por medio de la conversión de los corazones individuales. Y esto significa una conversión a Jesús amando  a través de nuestras intenciones, de todas nuestras palabras, gestos, actos, omisiones.  Significa también la conversión a los “pensamientos de Su corazón” (Salmo 32:11) individuales y conjuntas de la

sociedad y del mundo a todos los niveles.

Esto significa, en primer lugar, hacer todo lo que podemos, donde estamos, en nuestras vidas. María actúa por medio de nosotros si se lo permitimos. No debemos, ni podemos limitarnos a esperar por Su intervención  pública milagrosa, como si no tuviéramos un papel que desempeñar.

Nosotros somos sus mensajer@s, somos los que la anunciaremos hablando, escribiendo, publicando. Así también el impulso para el Triunfo nos llega como una gracia mediada a través del Inmaculado Corazón de Nuestra Señora. El triunfo del Inmaculado Corazón tendrá lugar por etapas. La etapa remota es la preparación de la humanidad: Dios deseó durante toda la eternidad el Triunfo del Inmaculado Corazón.  María por medio de sus oraciones e intervenciones personales, está operando, rezando, interviniendo por todo el mundo donde es bienvenida, o por lo menos no es rechazada. Es el plan de Dios, el plan de Jesús y María, que será puesto en práctica lo más pronto posible, a la medida en que cooperamos. En nuestros corazones y vidas.

Dios concederá al mundo algún tiempo de paz”. (Nuestra Señora de Fátima).  Será concedida a la humanidad una paz verdadera. “No necesitamos una paz que consista apenas en actos de cortesía externa o formal, sino una paz que penetra las almas de los hombres y que una, cure y reabre sus corazones al afecto mutuo que nace del amor fraterno”.

También hoy celebramos en muchos lugares la Consagración de cada uno de nosotros al Inmaculado Corazón de María. ¿Cómo? uniendo nuestros corazones su  Corazón. Damos nuestros corazones al Inmaculado Corazón de María. Somos transformados por la gracia, por la acción de Ella que toma lo que es suyo para transformarlo.

Hay una Devoción sobre la Consagración a Jesús por medio de María que viene de la Tradición de La Iglesia a través del Santo Luis María Grignon de Montfort. Consiste en prepararse durante 1 mes a través de algunas charlas y oraciones que nos introducen en la consagración.

Concretamente en Valencia, un grupo de hermanas, “La Fraternidad del Arca de María” promueve este tipo de consagraciones populares a lo largo de varias Fiesta y celebraciones de María durante todo el tiempo litúrgico. El Tratado de la devoción a la Santísima Virgen te puede ayudar.

 

“Por María, en María, con María y para María”

(S. Luis MªGrignion de Montfort)

                                                                                                                                                                                Año 2016


Suscríbete y estarás informad@ de las últimas noticias sobre los Días de María

Nombre

Correo electrónico